Para ser útil a la sociedad, primero debemos amar y honrar a su patria. Sentimiento de amor por la patria comienza desde pequeños asuntos para el bien común de su ciudad, pueblo, aldea, calle o al patio. El país no puede vivir sin la participación de sus ciudadanos en el tratamiento de nuestros asuntos comunes. Las actividades sociales se establece que una persona hace algo importante y útil más allá de los límites de su propia casa, el lugar principal de trabajo o institución educativa. No es obligatorio. Nadie te obliga a tales acciones, sino mediante la revelación de su propia actividad, a tocar algo de manera voluntaria, puede cambiar la vida de las personas y maravilloso mundo que nos rodea. Y también para animar a otras personas a las acciones útiles por ejemplo.